Tarta de cumpleaños con crema y gelatina

bizcocho con gelatina

Este es uno de mis pasteles favoritos, muy típico del verano. Me recuerda mucho a mi niñez cuando lo solíamos comer muy a menudo. El pastel no lleva mucho tiempo y lo más importante es que es muy muy ligero. Además tiene mil variaciones, cada vez se puede hacer con una crema de sabor diferente o utilizar diferentes frutas o gelatinas; para mí esta tarta nunca falla ni aburre. A mi marido que no está acostumbrado a las tartas con gelatina le encantó. La tarta también se puede servir como una tarta de cumpleaños. Igual no es la mejor foto, pero el pastel sí que está buenísimo. Y si queréis ahorrar el tiempo y no utilizar el horno, podéis hacerlo comprando la base del bizcocho ya hecha.

Ingredientes:

Para el bizcocho:
160g de mantequilla
160g de azúcar
3 huevos batidos
175g de harina
1 cucharadita de lavadura en polvo
1/2 cucharadita de bicarbonato
1 pizca de sal

Para la crema:
a vuestro gusto, por ejemplo:
1. la crema de chocolate blanco
2. crema de mascarpone y fresa
3. nata montada

Para la gelatina:
2 sobres de gelatina
fruta a vuestro gusto

Instrucciones:

Para el bizcocho:
Bate la mantequilla con el azúcar y poco a poco vete añadiendo los huevos y el resto de los ingredientes mientras sigues batiendo. La masa será bastante densa.
Echa la masa en un molde de 20cm de diámetro, engrasado con mantequilla o forrado con papel de horno.
Mételo al horno precalentado a 180º durante 25-30 minutos.
Despúes, sácalo y espera a que se enfríe y córtalo por la mitad.

Prepara la crema.

Vuelve a poner una de los mitades en el molde. Por encima esparce bien la crema. La crema tiene que llegar hasta los bordes de molde y el molde tiene que apretar bien el pastel para que no se escurra.
Por último monta la otra mitad encima de la crema y pon la fruta por encima del pastel.

Prepara la gelatina:

Sigue las instrucciones del sobre de la gelatina, utiliza dos sobres. En cuanto la gelatina esté lista enfríala bien, métela a la nevera y espera a que se espese un poco, aunque no demasiado para que cuando la eches por encima del pastel se esparza bien. Pero tampoco puede ser demasiado líquida para que no se escurra del molde o la chupe por completo el bizcocho.
Mete todo el pastel a la nevera para que la gelatina acabe de espesarse.

bizcocho con gelatina y fresas

Anuncios

Publicado el 14 de mayo de 2013 en Bizcochos, Fresas, Sin horno y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

scarletscorchdroppers

A UK home baking blog

Xabi Likes Chocolate

Cocina y repostería saludable, fotografía y más.

Con delantal y a lo loco

Disfrutar comiendo, disfrutar cocinando

Mi thermomix y yo

COCINA COMPARTIDA!

Gastronoming

Cocina, recetas, vino, gastronomía, bebidas, ingredientes, uvas, alimentos...

A %d blogueros les gusta esto: